Figure AI: Los robots humanoides en los que Jeff Bezos ha invertido millones

La startup se ha convertido en la última gran apuesta de las grandes tecnológicas

Ciencia y tecnología.- La realidad quiere superar a la ficción. Es al menos lo que parece que está ocurriendo con Figure AI, una misteriosa startup que lleva tiempo trabajando en un concepto que parece directamente sacado de las películas de Hollywood: lograr fabricar androides, esto es, robots con apariencia humana.

675 millones de dólares de inversión. Como indican en Bloomberg, varios grandes inversores han participado en una ronda de 675 millones de dólares que hace que la valoración actual de la empresa sea de 2.000 millones de dólares. Un unicornio en toda regla.

Bezos y NVIDIA, interesados. El fundador de Amazon, Jeff Bezos, es uno de los participantes en esa ronda de inversión: ha metido 100 millones de dólares a través de su firma de inversión, Explore Investments LLC. También lo han hecho empresas muy metidas en el ámbito de la inteligencia artificial como NVIDIA (50 millones de dólares) y Microsoft (95). Aparte de Bezos, Amazon ha invertido 50 millones, y otras empresas tecnológicas implicadas son Intel (25 millones), LG Innotek (8,5), OpenAI (5) y Samsung (5).

¿Los robots, la última frontera? El avance de los modelos de IA generativa parece ahora impulsar el desarrollo de androides que se parezcan y muevan como los seres humanos y que puedan ejecutar tareas cotidianas o demasiado peligrosas para los humanos. Su robot Figure 01 está precisamente destinado a ese objetivo, además de poder solucionar posible escasez de personal en diversas tareas.

Una industria al alza. Hasta ahora el desarrollo del campo de la IA se centraba sobre todo en el software, pero proyectos como el de Figure AI no están solos. La noruega 1X Technologies AS recaudó 100 millones de dólares a principios de año, y la canadiense Sanctuary AI también trabaja en un robot humanoide llamado Phoenix. En China vimos el verano pasado a GR-1, un proyecto de robot enfermero que también planteaba ese aspecto humanoide.

Tesla y su Optimus van a por el mismo objetivo. Uno de los desarrollos que han generado interés en este mismo ámbito es el de Tesla con Optimus, que según Elon Musk es uno de sus proyectos más importantes. La segunda generación es más grande —pero su peso total asciende a 10 kg—, más rápida y con mejor equilibrio.

De los perros robóticos a los androides. Boston Dynamics es gran referente en el ámbito de los robots que imitan capacidades humanas o de animales. Atlas ya es capaz de dar exhibiciones de movilidad, mientras que Spot —que tiene competidor en el Cyberdog de Xiaomi— se ha convertido en un versátil perro robótico. Este tipo de robots se están popularizando y ya los usan en el CERN —el suyo soporta la radiación del acelerador de partículas— y el Centro Aeroespacial Alemán quiere llevarlos a la Luna y a Marte.

We want to say thanks to the writer of this write-up for this incredible content

Figure AI: Los robots humanoides en los que Jeff Bezos ha invertido millones